Enviar
  • Presenta una moto totalmente nueva y eléctrica llamada Empulse TT.

Hasta hace poco, las motos eléctricas eran como las mochilas propulsoras: no iban muy lejos y era casi imposible dilucidar cómo comprarlas.

La marca Victory de Polaris espera cambiar esta situación al presentar una moto totalmente nueva y totalmente eléctrica llamada Empulse TT.

El vehículo, que tiene el aspecto despojado de una moto deportiva, es el primero a batería fabricado por una empresa de motocicletas de alto volumen. Al menos, es la primera que se puede comprar, y costará $20 mil.

“Hay valor en el hecho de que seamos los primeros en llegar al mercado en este espacio. Y para usar la terminología del hockey, es allí a donde está yendo el disco en este negocio”, dice Steve Menneto, vicepresidente de motos de Polaris.

Hay buenos motivos para que esto llevara tanto tiempo. Las motos eléctricas presentan un difícil problema de ingeniería. Para que sean veloces y lleguen lejos, hace falta que tengan una batería grande, pero el peso de esa batería impide que la moto ande muy rápido o llegue muy lejos. Un galón de gasolina, entretanto, pesa sólo 3 kilogramos y en general permitirá a la moto recorrer por lo menos 56 kilómetros.

La Empulse tendrá una velocidad máxima de unas 110 millas por hora y recorrerá de 60 millas a 80 millas antes de que se agote la batería, según cuán agresivamente se la conduzca y el tamaño del conductor. Recargar la máquina lleva unas cuatro horas en un tomacorriente de 240 voltios, o casi nueve horas en uno estándar de 120 voltios.

Bloomberg 

Ver comentarios